Hoy es Jueves 27 de Julio de 2017

Padre Báez

DEL MUNDO DE LOS GUANCHE, HAY UNA PALABRA A DESTERRAR: “ENTERRAMIENTO"

Los guanches, no enterraban a sus muertos; los depositaban sobre el suelo, sin más, y jamás echaban tierra a un cadáver, y ésta es la razón: creían en la resurrección, o vuelta a la vida de los fallecidos. Pero, puestos en el tema, aunque el mundo de sus muertos es tan amplio, más allá de necrópolis distintas, y tumbas en sus propias viviendas, o bien cerca a las mismas, es todo un enorme capítulo, que por mor de la brevedad, vamos a resumir: Quede claro que como cristianos que eran, los guanches creían en la inmortalidad del alma, que ésta no muere, y sí los cuerpos, creencia común al cristianismo o del cristianismo que viven y de donde vienen o llegaron, y así el asunto, sus maneras de depositar a sus muertos en túmulos diferentes, ya comunes o individuales, pasan todos por el rito del embalsamamiento de los cadáveres, cuyas raíces pueden ser egipcias, llegados que fueron de África como se sabe. Nos encontramos los túmulos, dentro de las cuevas como fuera de ellas la mayoría, en cementerios comunes, pero nunca en fosas comunes, sino por separados, y con tumbas para cada cuerpo sin vida, o muerto. No entraremos en las bobadas de la posición o dirección, con más imaginación que realismo; raramente están en posición vertical salvo por razones de espacio y número, y siempre en horizontal, no faltando distintas capas o superposiciones, y ello sobre piedras, o tesos fuertemente sólidos, los cuerpos sin vidas, eran circundados o rodeados de piedras, sin sobrepasar la altura del cadáver, luego les ponían lajas encima y en círculo u ovoide levantan el túmulo en torno y encima del muerto. En los lugares comunes, buscan siempre desprendimientos de piedras, inutilizados o donde hay tierras de malpaís (maipéz), por no ser terrenos útiles para la labranza o cultivo, y los depositaban ahí por economía y aprovechamiento de la tierra, y porque huían de la tierra para sus difuntos, a los que profesaban un verdadero culto y llegaban a tener el conocimiento genealógico, de hasta diez generaciones de antecesores de los que descendían y a todos los horraban, en sus huesos o momias. En realidad, las tumbas todas han sido violadas, y extraídas de las mismas no solo los esqueletos, sino que en busca de la venta de los mismos (para pócimas y museos), y por los útiles (vasijas, armas, y útiles de su propiedad [del difunto, en vida]), y éstos, en base a sus creencias en el más allá u otra Vida. En cuanto a lo de las ventas de sus esqueletos, hay que decir que los verdaderos museos con esqueletos, momias, cráneos, y demás de los guanches, están en Inglaterra, en Francia, en Holanda, en Argentina, etc., sin que nadie se ocupe de su expatriación y recuperación de los mismos.

El Padre Báez, al que le falta espacio, para ponderar la creencia de volver a la vida después de haberla perdido, que sencillamente por ello, no dudaban en quitársela, cuando eran violentados, raptados, o antes de entregarse al extranjero, que con modales y comportamientos nada cristianos abusaban de las mujeres, robaban niños y en los graneros, etc., y antes de saberse esclavos, vendidos, violados, etc., preferían la muerte antes que vivir sin la libertad que tanto amaban, como cualidad primera de todos ser, y que aquí era vilipendiada, por decirlo finamente o pisoteada, pues entraron cuales carniceros a matar, a violar, a robar, y ello despreciando pactos, paces, diálogos, encuentros, y faltando siempre a promesas que creídas por los guanches, eran engañados de continuo. Lástima que de nuestra Historia solo nos enseñen una cueva que dicen pintada en Gáldar, y que retrete de los dueños de las plataneras donde se encuentra, pasa por ser lo único, sin más de una cultura, de unas manifestaciones de inteligencia tal, que en el mundo no hay igual, y desconocedores de nuestras raíces este pueblo nuestro anda hambreando otras culturas ajenas, y nefastas, extrañas y de baja catadura moral. En fin, a ver si poco a poco -como dijimos al comienzo de estos comentarios- vamos haciendo o arrojando luz, sobre la vida y obra, de los hombres más inteligentes del mundo, como puede comprobarlo quien quiera con consultar, sin más a Le Canarién (o El Canario), con fecha de 1402, el comienzo de nuestra desgracia, con resistencia guanche de un siglo, mientras en América entraron como en su casa.
...

Volver a opiniones...

ULTIMAS 7 OPINIONES

Antonio Rodriguez, secretario general de SITCA
SITCA: “Si a la prejubilación de las camareras de piso, no a que nos engañen” En estos días estam...
Padre Báez
NENEDAN: 1410 Y no sabemos cómo, y poco nos interesa. El caso es, que , ´como las notic...
Xavier Aparici Gisbert, filósofo y emprendedor social
CAMBIAR EL MUNDO PARA LOS ANCIANOS Los avances en salubridad, nutrición y medicina desde el siglo...
Padre Báez
DEL MUNDO DE LOS GUANCHE, HAY UNA PALABRA A DESTERRAR: “ENTERRAMIENTO" Los guanches, no enterrab...
Eusebio Bautista Vizcaíno Ex-concejal del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria
¿QUÉ PARTICIPACIÓN CIUDADANA ES ESTA? El pasado octubre asistí al Consejo de Participación Ciudad...
Antonio Morales Méndez Presidente del Cabildo de Gran Canaria
GRAN CANARIA, UNA ISLA DE PELÍCULA Contaba John Huston en sus memorias que en 1954, cuando estaba...
Pedro M. González Cánovas (Trabajador aeroportuario de Tenerife Norte)
SIN ATENCIÓN MÉDICA EN LOS RODEOS Llámese Los Rodeos o aeropuerto de La Laguna, nuestro aeropuert...
STAFF DIARIO DE LAS ISLAS
DIRECCION: MARIA BARRERA

ADMINISTRACION:
CONCEPCION HERNANDEZ.TLF 610119855 diariodelasislas@hotmail.com

DEPARTAMENTO COMERCIAL :
INMACULADA PEREZ.TLF 610119855 comercialdiariodelasislas@hotmail.com

REDACCION :
ISIDORO TORRES.TLF 610119702 redacciondiariodelasislas@hotmail.es

Copyright © Diario de las Islas - Todos los derechos del diseño web reservados.